Ni el 4% de los alumnos de uno de los principales colegios concertados de Asturias ha elegido la asignatura de Llingua el primer año que se cursa obligatoriamente en todos los colegios de Educación Primaria de la región. Las familias la han esquivado eligiendo en su lugar la de Cultura asturiana.

Sobre el Desinterés de las madres y padres por la llingua asturiana ya terapeuticé en otro post hace meses. Entonces tiraba de porcentajes ya publicados para evidenciar ese «desinterés» generalizado y doloroso. No voy a repetir ahora en esta entrada aquellos argumentos, sentimientos y opinión, sólo a compartir unos números reales fresquitos, un botón de esta muestra, que dejan poco lugar para la esperanza en la disciplina que, por primera vez, este curso se imparte obligatoriamente en todos los centros escolares de la región con la poblada asignatura de Cultura asturiana como alternativa.

2014-2015  es el curso en que se aplica la Ley Orgánica para la Mejora de la Calidad Educativa (LOMCE) para 1º, 3º y 5º de Primaria. La Cultura Asturiana/ Llingua asturiana  (a elegir por las familias) es una de las materias de libre configuración autonómica. La carga lectiva de esta asignatura es de una hora y media semanal.

Huele mal

EL BOTÓN ANUNCIADO.- En uno de los más demandados colegios concertados de una de las principales ciudades de Asturias, solo el 3,88% de los potenciales estudiantes de ese colegio han iniciado la asignatura de Llingua este curso académico, 2014-2015. Dicho de otra manera, ni el 4% de las familias llamadas a poner la crucecita en esa opción la seleccionaron. La socorrida asignatura de Cultura asturiana, cajón más amplio y que ya suena de otra manera, hombreeee, se ha llevado la palma. (Como si en llingua no se estudiase cultura asturiana….). Los «potenciales estudiantes» son 1ª, 3ª y 5ª de Educación Primaria, que es el mínimo que fija la LOMCE y al que se han acogido la mayoría de los centros concertados; hay otros centros -públicos fundamentalmente- que ya de partida han ofertado la materia en toda Primaria.

Vale que por perfil sociológico las familias de la concertada tienden a ser menos asturianistas que las de la escuela pública, pero……terrible, ¿no?

Pues ese 3,88% sale de que de un total de, redondeando, unos 180 alumnos que potencialmente podrían haber elegido la asignatura de llingua, solo lo hicieron 7 chavales (sus progenitores, repito, se entiende), 7 críos y crías entre un total de 9 clases.

Nos guste o no, a quienes amamos nuestra lengua y pensamos que el saber de ella no ocupa lugar…. a la mayoría de la población no le agrada que sus hijos e hijas la estudien. Eso sí, que pasen años haciendo cuentes por activa y pasiva y otros conocimientos enseñados cansinamente (viva la diversificación y la innovación educativa) ye muy necesario… Arañar unes horuques de na pa aprender la gramática, usos y derivaes de la nuesa llingua ye una pérdida de tiempu. Nun creo que yos haiga mal a ningunu y algunos iba-yos a ir muy bien pa baxa-yos un poco los humos. Pero ye una opinión na más…. y nun mola.

* Lo escribo así según me sale, seguro que con muches pataes, porque me falta haber estudiado llingua pa saber escribila bien. Una cosa ye falar asturiano así fresca y naturalmente, por cultura y herencia, y otra cosa saber alguna norma, la teoría, vamos, los rudimentos oficiales. A mí no me la enseñaron en la escuela. Y ahora que la enseñen, nun-y interesa a naide.

Rosa Valle

Escritora y comunicadora, que haya terapia en las letras, su refugio y su esencia. Certezas azules en la mar, en los ríos —aqua summus— y verdes en el monte, las montañas, la natura.